LO MEJOR DE LAS TRADICIONES CAMPESINAS SE VIVIÓ EN ‘GIRART