Editorial: LA CULTURA CIUDADANA…

Por Wilfredo Sierra Moreno.

wilfredo sierra morenoDefinitivamente la raíz de muchos de los males que vive la ciudad de Bucaramanga y el área metropolitana de la ciudad radica en la ausencia de una verdadera cultura ciudadana que haga de la convivencia  en colectividad una situación agradable. Por todos lados, la patanada, la grosería y la agresión se  ve como Pedro por su casa, y eso incluye a motociclistas, vehículos de todo orden y ciudadanos que no respetan ni las normas de desplazamiento en las vías, ni usan los puentes elevados, ni son solidarias cuando ven a otro ser humano sometido a la acción de la delincuencia.

Es muy difícil poner orden en la ciudad cuando no hay colaboración del ciudadano común y corriente, porque esta demostrado desde hace tiempo que con solo represión no se ha logrado enmendar las dificultades que aquejan a la diferentes ciudades del planeta. Pero, ¿donde está la conciencia de Bumangués que sienta que él también es parte de la estructura administrativa y que los funcionarios solo tienen la tarea la acción del interés y la iniciativa popular?

A veces da grima ver a los representantes de diversos sectores populares pontificando como si fueran verdaderos estadistas, expresando las más absurdas incoherencias con convicción digna de mejor causa, con tan de defender lo que ellos consideran sus derechos, frente a los cuales los postulados de la legislación, el ordenamiento jurídico y las normas administrativa valen bien poco. Desafortunadamente no faltan quienes, con tal de conseguir un par de votos les dan cuerda y alimentan esa inconsistencia, manteniendo ese choque de intereses que hace tan complicado el gobierno de las ciudades.

Desafortunadamente no es fácil pedir un cambio inmediato a ese tipo de actitudes, porque es un problema de cultura y, aquí entre nosotros, con el cuentico manido de que “así somos los santandereanos”, se justifica cualquier barbaridad. Habrá entonces que tener paciencia y maldecir pasito…