EL VALOR DE HONRAR LA PALABRA

Por Sergio Isnardo Muñoz

unnamed (6)Veníamos trabajando desde hace varios meses con el Partido ASI en la construcción de una propuesta seria de ciudad para darle un nuevo liderazgo a Bucaramanga, sin embargo, de manera sorpresiva los muchachos que están hoy al frente del partido en Santander me llamaron hace unos días para decir que no podían honrar su palabra conmigo pues habían hecho un acuerdo departamental con el movimiento Santander en Serio, que les garantiza, según sus cálculos electorales, mejores réditos políticos.

Que quede en la historia que la ASI privilegió el cálculo electoral al proyecto de ciudad y a la palabra empeñada. La ASI no cumplió su palabra de construir un nuevo liderazgo en Bucaramanga ¿Cuánto vale la palabra empeñada? Seguimos adelante con nuestros principios y valores, ahora con más energía y entusiasmo por presentarle a Bucaramanga un proyecto para lograr una ciudad Moderna, Equitativa y Educada. Cuando un partido entrega un aval, entrega la confianza de los ciudadanos que creen en los ideales de ese partido, las motivaciones de los partidos no deben ser otras. Continuamos adelante, la ciudad está cansada de la confrontación, por eso represento el nuevo liderazgo, el líder que une, trabaja, propone, gestiona y transforma para bien las realidades sociales y genera bienestar a las comunidades. Si no es así no vale la pena meterse a la política.

No nos vamos a amilanar, ha llegado un momento histórico para Bucaramanga. Estas elecciones determinarán más que la escogencia de un alcalde. Los ciudadanos marcaran la ruta, apoyaran a un líder que encause lo positivo de la ciudad y genere un cambio posible. Los Bumangueses tendrán un domingo para cambiar la historia, para escribir su propio guión, un día para volver a votar con ilusión. A propósito del aval debo decir que cuando se cierra una puerta, Dios abre diez. Partidos grandes y serios, algunos de la unidad nacional, me han invitado a conversar y en los próximos días Bucaramanga conocerá la plataforma política con la que llegaremos a la victoria este 25 de octubre.

Este episodio con ASI me hace reflexionar sobre una acción urgente a la que estamos llamados los que queremos liderar a nuestras comunidades: Debemos recuperar el valor de la palabra en esta sociedad.