EN SANTANDER NO HAY ESPACIO PARA LA DELINCUENCIA. RESCATE DE SECUESTRADO

«En Santander creemos en la institucionalidad». Este el mensaje que envió a los ciudadanos el gobernador Didier Tavera Amado, tras el rescate, sano y salvo, de Diego Andrés Patiño Romero; resultado del trabajo conjunto con las Fuerzas Militares, Policía, y la Fiscalía.

«Felicitar el trabajo interagencial con presencia en el departamento de Santander. Un reconocimiento a nuestro Ejército de Colombia, al CTI, a nuestra querida Policía Nacional y especialmente felicito a la familia Patiño por creer en la institucionalidad, y es el  mensaje que queremos enviar hoy, que la ciudadanía crea en la institucionalidad, que no se deje intimidar, que no le cedan un milímetro a la delincuencia, que no les hagan el juego y denuncien, porque nosotros como institución tenemos la capacidad de reaccionar», aseguró el gobernador de Santander, Didier Tavera Amado.

En labores de inteligencia y precisión operacional, el Gaula Militar Santander de la Quinta Brigada, adscrita a la Segunda División del Ejército, en articulación con el Gobierno Departamental, el CTI de la Fiscalía y el apoyo de la red de participación cívica, rescató exitosamente en el sector Conchal de Lebrija a Diego Patiño este viernes 5 de abril, ciudadano que había sido secuestrado el pasado primero de abril en zona rural de Sabana de Torres.

«Pero algo más importante, hoy esos resultados que ustedes ven aquí dan cuenta de la efectividad y capacidad operacional, siempre respetando la integralidad, la vida», enfatizó el Gobernador de Santander.

Así mismo, el comandante de la Segunda División del Ejército, Brigadier General, Mauricio Moreno, manifestó: «Con apoyo de la red de participación cívica, la confianza permanente y el liderazgo del señor Gobernador de Santander y todas las instituciones integradas de manera permanente, dimos con el paradero del secuestrado en área rural de Lebrija, mediante una operación militar, con inteligencia integrada de la Policía y el Ejército.

Para el mandatario de los santandereanos este rescate deja en firme el lema «unidos somos invencibles» y que en Santander no hay espacio para la delincuencia. Condenó el secuestro como un delito reprochable, que atenta contra la vida y el desarrollo de la personalidad. «Lo digo con conocimiento de causa, que afronté el dolor de secuestros de familiares, el mismo intento tuve el 31 de octubre de 1997, pero cada vez que nosotros le cedamos una pretensión económica a un delincuente en el secuestro, es darle pie para que lo intenten de nuevo. Por eso, hay que denunciar, no pagar, porque los resultados tienen que ser como este, contundentes», aseguró el Mandatario Departamental.

Y es que cabe destacar que el rescate se realizó en tres días. «Con tranquilidad les podemos decir, que casi desde el segundo día cuando ya se tuvo pleno conocimiento del secuestro de Diego, se tenía la trazabilidad de estos delincuentes, lo mismo ocurrió con la pareja que se sacó desde Puerto Wilches a Sabana de Torres. En santander casi que tenemos la cédula de cada bandido que existe», agregó Tavera Amado.