UNAB SE ASOCIA A PROGRAMA DE DESARROLLO DE TURISMO DE MONTAÑA EN SANTANDER

A través de una cooperación colombo-francesa se buscan alternativas para crear oportunidades turísticas en municipios ubicados cerca del Cañón del Chicamocha.

Jean Pierre Lyard, fundador y secretario general de Tétraktys (izq); Alberto Montoya Puyana, rector de Universidad Autónoma de Bucaramanga (der).

​​​Un programa piloto para el desarrollo del turismo de montaña, denominado “De los Alpes a los Andes”, fue dado a conocer el pasado viernes luego de establecer, junto con la Fundación para la Cultura y el Turismo (Fundaculta), la asociación francesa Tétraktys, el Cluster Montagne y la Universidad Autónoma de Bucaramanga, UNAB, los términos del proyecto el cual cuenta con el apoyo de la Agencia Francesa de Desarrollo (AFD).

“Esta es una cooperación, no una competencia, porque lo que queremos es generar una gran multiplicación en los esfuerzos que se van a realizar. Desarrollar todo este proceso de turismo de montaña es un trabajo que se hará por tres años, pero estoy seguro que se va a prolongar más porque el atractivo de estos municipios es muy alto tanto para nacionales como para extranjeros”, afirmó el rector de la UNAB, Alberto Montoya Puyana.

El proyecto tendrá una inversión cercana a los 3 mil millones de pesos, de los cuales la Universidad aporta el 30 %, y el otro 70 % de los recursos serán aportados por la cooperación francesa. Se ejecutará en 10 municipios del Cañón del Chicamocha beneficiando a aproximadamente 70 mil habitantes.

Además de impulsar el turismo en la región, se busca también que estos territorios “tengan una estructura de gobernanza porque la idea no es quedarnos en el Cañón, la idea es que la gente se apropie de este territorio y que lo puedan manejar y administrar”, explica Gwenn Prevot, de Tétraktys, ONG encargada de liderar el programa.

“De los Alpes a los Andes” tendrá tres ejes centrales: desarrollo turístico del Cañón del Chicamocha, reforzamiento de las capacidades de los autores locales y apropiación del patrimonio.

En palabras de la directora técnica y científica del proyecto, Gloria Oviedo Chávez, esta es una cooperación exitosa, “pues contamos con gente muy preparada y esperamos que la Universidad pueda mostrarle una vez más al país su compromiso con el desarrollo de la región”.

El objetivo final de esta iniciativa es que Cepitá, Aratoca, Curití, Villanueva, Barichara, Jordán, Los Santos, Capitanejo, Molagavita y Zapatoca sean capaces de crear nuevas oportunidades que les permitan obtener un desarrollo económico equitativo.

 

Leave a Reply