Noticias

CDMB DEFIENDE LICENCIAS AMBIENTALES EN LOS PROCESOS DE CHOCOA Y MONTERREDONDO

Publicidad

07polit02a001_big_tpUna defensa seria y responsable hace la CDMB en el caso de las licencias ambientales otorgadas por esta Corporación como autoridad ambiental, a los sitios de Chocoa y Monterredondo y que hoy enfrentan procesos judiciales. Así lo dejaron en claro el secretario general y el subdirector de Evaluación y Control Ambiental de la CDMB, Luis Alberto Flórez Chacón y Nevy Villamil Vásquez, durante la segunda reunión de trabajo interinstitucional con la que se pretende dar una solución definitiva para la disposición de residuos sólidos y el cierre definitivo del relleno sanitario El Carrasco, previsto para noviembre de 2015.

“La Corporación ha venido defendiendo la legalidad de los actos administrativos de los dos procesos judiciales, sin embargo hay que manifestarle a la comunidad que la posición de la Corporación es acatar el fallo que en su momento dé la jurisdicción contenciosa administrativa frente a esos dos procesos”, destacó Villamil Vásquez. Con respecto a la situación de Chocoa, el Subdirector agregó que posterior a la entrega de la licencia se hicieron nuevos estudios conocidos como el Plan de Ordenamiento de Microcuencas (POMCA), en este caso, del río Sogamoso, que arrojó la presencia de fuentes hídricas cercanas al sitio donde se construirían los dos vasos para la disposición de los residuos sólidos.

“Es un estudio, muy serio, pero que requiere la ampliación y más detalle, sin embargo, tenemos por principio de precaución esa restricción frente a la licencia ya emitida, pero queremos darle tranquilidad a la comunidad de que vamos a ser muy juiciosos y muy serios a la hora de emitir cualquier decisión frente a esos temas específico”, aclaró el Funcionario. En cuanto al sitio de Monterredondo, en Piedecuesta, la palabra la tiene el Juzgado donde avanza el proceso que, actualmente está en la etapa de recaudo probatorio. “Vamos a ser respetuosos de la decisión judicial, también estamos haciendo una evaluación de los estudios presentados en su debido tiempo; entendemos que han cambiado, ya tres años desde la expedición, son períodos que en esencia pueden modificar las condiciones físicas”, agregó.

Un tercer terreno, de propiedad del Acueducto Metropolitano de Bucaramanga y contiguo a El Carrasco, sería estudiado como una tercera alternativa. “Si nos invitan, asistiremos a la evaluación del predio…vamos a hacer la revisión y si da el puntaje que dice la norma sería un sitio posible, pero me parece que presenta complicaciones…la distancia del cono de aproximación del aeropuerto, la cercanía al área metropolitana como tal, la fuente hídrica que pueda tener ahí y, sobretodo, que fue también parte de la medida que emitió el tribunal en el fallo sobre que no se puede hacer disposición final en El Carrasco…y El Carrasco es un todo”, complementó Villamil Vásquez.