Noticias

David Sus Espinosa en Coloquio con Don Clímaco: SANTANDER DESDE HACE VARIAS DÉCADAS SE VOLVIÓ UN POLO DE DESARROLLO MÉDICO

Publicidad

david sus bDirector del Departamento de Pediatría de la Facultad de Salud de la Universidad Industrial de Santander, David Sus Espinosa fue el médico con el que establecimos un dialogo para profundizar en una noticia que nos sorprendió gratamente esta semana, cual fue el registrar el caso de la implantación en Bucaramanga del primer corazón artificial realizado hasta ahora en Suramérica, procedimiento que fue realizado en la Fundación Cardiovascular de Santander a Cielo González Días, una maestra rural del municipio de Barbosa.

DON CLÍMACO: ¿Cómo ve usted, Dr. David Sus, el registro de esta operación realmente admirable en nuestra querida ciudad?

DAVID SUS ESPINOSA: Para Bucaramanga era esperable dado los avances que ha tenido la Cardiología y la Cirugía Cardiovascular en la Fundación Cardiovascular. El uso de corazones mecánicos, de los cuales hay muchos modelos desde hace mucho Don Clímaco, se viene dando hace varias décadas. Acá se hacían  trasplantes de corazones cadavéricos, pero no se había colocado un corazón mecánico. Era esperado que eso sucediera, dado el avance de la Fundación Cardiovascular.

DON CLÍMACO: ¿Porque Santander ha avanzado tanto en el campo de la medicina y resulta tan atractivo para los pacientes de todo el mundo?

don climacoDAVID SUS ESPINOSA: Santander desde hace varias décadas se volvió un polo de desarrollo médico, gracias a varias circunstancias: primero, a la existencia de tres Facultades de Salud o de Medicina, en tres universidades, todas de prestigio. Segundo, a los esfuerzos que se han hecho en centros médicos como  la Fundación Cardiovascular de Colombia y la Fundación Carlos Ardila Lule, que empezaron a hacer de nuestra región una punta de desarrollo médico.

Entre otras cosas, Don Clímaco, en áreas como cirugía cardiovascular, oftalmología y en otras, como genética en la Universidad Industrial de Santander, tenemos unos de los más importantes grupos de Colombia y de América.

DON CLÍMACO: ¿Este desarrollo es el fruto del trabajo de los profesores en la académica regional o simplemente la iniciativa de unos empresarios individuales como mucha visión?   

DAVID SUS ESPINOSA: Las dos cosas van unidas. Sin la academia no prosperaría una empresa médica, y sin una gerencia médica adecuada, no tendrían donde trabajar los académicos.

DON CLÍMACO: ¿En el campo de la pediatría, que es su especialidad, como en muchos otros campos de la medicina, se han hecho grandes innovaciones?

DAVID SUS ESPINOSA: Sí señor. La pediatría ha progresado muchísimo en las últimas décadas no solo acá, sino a nivel mundial, debido a que nosotros nos hemos concentrado en la prevención de enfermedades. En lo que se denomina enfermedades inmune prevenibles. Tal vez el mayor número de vidas que se han salvado a nivel mundial, corresponden a nuestros esfuerzos en vacunación de las poblaciones infantiles.

Localmente se ha logrado desarrollar tecnología de punta, a nivel de los cuidados intensivos pediátrico y del cuidado intensivo neonatal. En este momento en nuestros hospitales de punta se logra sacar adelante niños que hace algunas décadas no eran viables. Hay muchas otras áreas de trabajo y desarrollo en la pediatría, Don Clímaco. En el campo de la oncología pediátrica nuestras estadísticas son muy buenas.  Y el futuro se presenta muy halagüeño para los desarrollos de tipo tecnológico y de progreso en la salud.

Sin embargo hay que tener en cuenta que la pediatría va muy de la mano en este momento con la salud pública y con la epidemiologia, tratando de resolver problemas que, aunque no son de relumbrón, afectan a gran parte de la población.

DON CLÍMACO: Personalmente,  en su Departamento de Pediatría de la Universidad Industrial de Santander, ¿cómo cree que va?     

DAVID SUS ESPINOSA: La pediatría a nivel de la Universidad Industrial de Santander está comenzando un nuevo proceso. Acabamos de hacer una reforma académica del posgrado, y la estamos implementado con la nueva cohorte de residentes que están a nuestro cargo.  Este esfuerzo que se hizo en nuestro departamento y que nos tomó cerca de dos años y medio, va a cambiar la visión y el enfoque de la educación de posgrado de los pediatras. Dándoles bases científicas, fundamentaciones científicas, para su quehacer diario.

Hemos creado nuevas asignaturas, hemos dado mucho énfasis en la investigación, y le quiero aclarar, Don Clímaco, que nuestro grupo de investigación tiene publicaciones a nivel internacional. Hemos ascendido en la clasificación de Colciencias, y todos y cada uno de nuestros estudiantes de posgrado, están obligados a realizar investigación.  El futuro para el nuevo pediatra que vamos a formar es muy halagüeño,  desde el punto de vista de formación. De hecho también el mercado laboral para la pediatría se mantiene muy bueno y todos nuestros ex alumnos están plenamente ocupados.