DESARTICULADA ORGANIZACIÓN DELINCUENCIAL ‘LOS RAFAELES’

Extorsionaban a sus víctimas  a través de páginas web de ventas en línea.

Bucaramanga.  La Policía Nacional en el marco de Colombia Bicentenaria Seguridad con Legalidad, en las últimas horas logró la captura de tres personas por el delito de extorsión y concierto para delinquir mediante la modalidad de uso fraudulento de páginas web de compra venta.

Los uniformados del GAULA Santander a través de órdenes de allanamientos capturaron  a tres hombres de 19, 36 y 39 años que se denominaban ‘Los Rafaeles’; quienes estaban extorsionando a más de 120 víctimas entre comerciantes y ciudadanos del común, exigiéndoles sumas que oscilaban entre 1 a 10 millones, con más de 230 millones recaudados.

Estos hombres utilizaban páginas de ventas en línea para contactar a su víctimas, para la compra de elementos, posterior al ganar su confianza y obtener números telefónicos, establecían comunicación a través de redes sociales y llamadas, donde inicialmente pactaban la compra de productos de gran valor como tecnología, bicicletas de alta gama y otros elementos.

Después  en la ejecución de la compra, uno de los extorsionistas hacia la entrega de cheques fraudulentos a entidades bancarias, notificando a la víctima del pago de la compra, y recogiendo el producto de la transacción en las casas de los vendedores, con el objetivo de obtener información y luego ser utilizada para realizar la extorsión.

Dentro de las investigaciones se pudo establecer los roles de los extorsionistas, donde el líder de la organización  era el encargado del contacto con las víctimas, el coordinador de las entregas y recolección de dinero, así como la distribución de la ganancia de la extorsión, otro integrante era el encargado de la recibir los productos y finalmente el último se encargaba de recaudar el dinero.

Cuando las víctimas se daban cuenta que estaban siendo estafadas, y al momento de hacer el reclamo a los compradores, estos hombres iniciaban la extorsión manifestando pertenecer a un grupo al margen de la ley y amenazando con atentar contra la integridad de sus víctimas en su mayoría  mujeres. Cuando las víctimas eran hombres les pedían dinero a cambio de no quemar con ácido a sus parejas sentimentales, y en el caso de mujeres bajo la misma amenaza les exigían fotos íntimas.

 Según la información recolectada se pudo establecer que el líder de esta organización en sus perfiles sociales se identificaba con nombres y fotos de sus anteriores víctimas, con el objetivo de impedir su individualización, así mismo uno de sus integrantes al observar el cerco policial, se hospedaba en diferentes residencias en el sector céntrico de la ciudad, buscando pasar desapercibido y con ello evitando su ubicación.

Los capturados presentan 58 anotaciones judiciales por delitos de estafa, hurto, falsedad en documento, extorsión, abuso de confianza y lesiones personales. La Policía Nacional invita a la comunidad en general a denunciar esta clase de delitos a la línea gratuita del GAULA 165, donde los uniformados le atenderán el caso de manera inmediata y bajo absoluta reserva.