FONDO EMPRENDER, CONTINÚA HACIENDO LOS SUEÑOS REALIDAD

Necesitaba el capital semilla para fortalecer su unidad productiva y Fondo Emprender le otorgó los recursos para hacer crecer su negocio: Granja Porcícola La Cristalina. Actualmente se encuentra en la etapa productiva, y genera 6 empleos directos e indirectos, en la zona rural de Barichara (Santander), donde se encuentra ubicado su negocio.

Bucaramanga, 3 de mayo de 2018.- German Andrés Tapias Pinto, es un joven de 27 años de edad, Administrador de Empresas Agropecuarias de la Universidad Santo Tomás, quien siempre soñó con tener su propia empresa enfocada al sector del agro.

Comenzó su negocio de cerdos de engorde y se convirtió en el gerente de la “Granja Porcícola, La Cristalina”, ubicada en el municipio de Barichara, pero no contaba con la totalidad de los recursos para cumplir a cabalidad sus planes. Un día escuchó hablar de Fondo Emprender, y decidió participar.

“No fue fácil, pensé en desistir en alguna oportunidad, tuve que presentarme dos veces para que aceptaran mi proyecto, pero hoy no me arrepiento de los esfuerzos que realicé, porque en la convocatoria N° 50, aprobaron mi proyecto y recibí $132.789.060, para invertir en mi negocio. Además, conté con excelentes asesores en el SENA, que aportaron significativamente a mi proyecto”, comentó Tapias Pinto.

Este emprendedor cuenta con una granja tecnificada con todas las condiciones necesarias para  la producción de cerdos de alta genética y de excelente calidad, que pone a disposición de la demanda de esta carne,  cerdos gordos de hasta más de 100 kilogramos, al igual que lechones de 21 días con peso promedio de 7-8 kg, y lechones de 40 días, de 13 – 14 kg.

Adicionalmente Germán Andrés, explicó que su granja es amigable con el medio ambiente. “No hacemos vertimientos, no contaminamos ningún afluente hídrico, todos los residuos de la granja, tanto sólidos y líquidos, van por tubería por medio de un cárcamo que llega a un tanque estercolero, donde llega a una compostera y donde posteriormente fertilizamos y abonamos nuestros potreros y cultivos; todo lo reutilizamos”, recalcó.

Otro de los beneficios de aplicar a Fondo Emprender y acceder a los recursos, es que durante la ejecución de los mismos, existe un acompañamiento y seguimiento, por parte de los profesionales del área de emprendimiento, en este caso, del Centro Agroturístico – SENA San Gil, donde evalúan los indicadores de gestión proyectados por el emprendedor, y dependiendo de los resultados puede llegar a condonarse la deuda, lo que parece indicar que en los avances presentados por Germán Andrés, las metas están por cumplirse.

Casos como el de la Granja Porcícola La Cristalina, donde se han fortalecido unidades productivas con el ánimo de seguir aportándole a la región y al país, es lo que busca el Fondo Emprender del SENA, que ofrece tanto los recursos humanos como económicos a los nuevos empresarios, para que aporten a la región  más oportunidades de empleo, y mayores posibilidades de mejorar la calidad de vida de los colombianos.