Noticias

GOBERNACIÓN ATIENDE EMERGENCIA EN CHARALÁ POR DERRUMBE EN UNA QUEBRADA

Con el envío de maquinaria pesada y de expertos en agua y saneamiento básico, la Gobernación de Santander atiende la emergencia que se registró este martes en Charalá, donde el derrumbe de más de 70 mil metros cúbicos de tierra y piedras afectó la quebrada La Potrera, la cual surte el acueducto de este municipio.

A raíz de esta emergencia, más de 6.000 usuarios del acueducto de Charalá están en riesgo de desabastecimiento de agua potable, razón por la cual gobernador Didier Tavera Amado, tan pronto conoció el hecho, decidió el envío urgente al área afectada el combo de maquinaria y el personal especializado para recuperar el cauce de la quebrada en el menor tiempo posible, garantizar el suministro de agua potable a la población y evitar el peligro de represamiento del afluente.

Así lo informó el director de Gestión del Riesgo de Desastres de Santander, Ramón Ramírez Uribe, quien manifestó que por el momento la Gerencia del Acueducto de Charalá activó un plan de contingencia para captar agua otras fuentes hídricas y abastecer a la comunidad.

El funcionario también expresó que se está a la espera del diagnóstico que emitan los expertos que fueron a la zona a inspeccionar los daños que el derrumbe causó a la estructura del acueducto, para determinar su reparación.

Entre tanto, funcionarios de la Alcaldía de Charalá informaron que la maquinaria enviada por la Gobernación de Santander ya se encuentra en la zona y en las próximas horas iniciarán los trabajos de recuperación del cauce de la quebrada La Potrera. De igual manera, indicaron que el daño más importante que sufrió el acueducto fue la destrucción de más de 70 metros de tubería de conducción de agua a la planta de tratamiento.