Noticias

GOBERNACIÓN DE SANTANDER PROTEGE LA LIBERTAD RELIGIOSA Y DE CULTO EN EL DEPARTAMENTO.

Impulsar la libertad religiosa y la creación de estrategias que incluyan las diferentes creencias, son algunas de las acciones dentro del PDD “Santander nos une” que apuntan a proteger la libertad religiosa y de culto en la región.

Con el fin de promover la libertad e igualdad religiosa y de cultos en el departamento, la Gobernación de Santander dentro de su Plan de Desarrollo Departamental incluyó acciones específicas que contribuyan a su libre desarrollo. “Por instrucciones de nuestro jefe el doctor Didier Tavera fue incluido en el PDD todo lo referente a la libertad religiosa haciendo énfasis por supuesto, no sólo en la libertad sino en la igualdad”, manifestó el secretario del Interior, Manuel Ricardo Sorzano.

Dentro de las acciones del PDD se protegerá la libertad e igualdad religiosa y de cultos en los 87 municipios, se impulsará de manera efectiva y eficaz el derecho a la libertad religiosa y de cultos para proteger a todas las comunidades y personas en sus diferentes creencias religiosas. Igualmente se implementará una Política Pública de libertad e igualdad religiosa y de cultos, así como la creación de estrategias que incluyan a las iglesias, creencias y confesiones religiosas en temas relacionados con el posconflicto.

Como parte del compromiso de la Gobernación de Santander en este tema, el Secretario del Interior participó en el “Encuentro de socialización sobre los protocolos y rutas de protección para la atención de líderes religiosos y defensores de derechos humanos, en situación de riesgo y amenaza”. El encuentro tuvo lugar en el hotel el Pilar en el centro de la ciudad. Durante la reunión se trataron temas en seguridad preventiva, protección para líderes religiosos, la presentación de la estrategia y acciones para el fortalecimiento del sector religioso entre otros, los cuales apuntan a la construcción de la hoja de ruta de acción entre el Gobierno Nacional, Departamental,  Municipal y las comunidades religiosas.

Según la Conferencia Episcopal Colombiana se estima que aproximadamente el 90 por ciento de la población es católica, mientras que el Consejo Evangélico de Colombia (Cedecol) considera que el 15 por ciento de la población es protestante.