INSTRUMENTALIZABAN UN BEBE OCULTANDO LAS DOSIS ESTUPEFACIENTES EN UNA PAÑALERA

Agentes encubiertos fueron clave en esta ofensiva

Barbosa. En cumplimiento a la ofensiva nacional contra el delito ordenada por el señor presidente de La República y la Dirección de la Policía Nacional de todos los colombianos, el Departamento de Policía Santander en una operación conjunta denominada “ATENEA”, donde La Seccional de Investigación Criminal (SIJIN) en coordinación con la Seccional de Inteligencia Policial (SIPOL) y la Fiscalía General de la Nación, dan un importante golpe al negocio ilícito del microtráfico y el hurto en todas sus modalidades, logrando desarticular dos estructuras criminales denominadas “la triada” y “los sancocheros II”.

“La triada” venía realizando su actividad ilícita en diferentes barrios del municipio, donde abordaban parques, bares, galleras, alrededores de planteles educativos y demás sitios de afluencia de público para la comercialización de estupefacientes. Estas personas hacían entregas a domicilio instrumentalizando un bebé y una pañalera, donde camuflaban la droga para evadir el control de las autoridades.

“Alfredo” cabecilla de la banda delincuencial, cayó con otras 21 personas en el operativo, donde se incautaron más de 3.000 dosis de estupefacientes, (marihuana y bazuco), un arma de fuego calibre 32, un vehículo tipo automóvil y dos motocicletas las cuales utilizaban para la distribución de los alucinógenos.

“Los sancocheros II” se dedicaban al hurto en todas sus modalidades utilizando armas de fuego. La operación “MERCURIO” se extendió en varias ciudades del país (Bogotá, Villavicencio, Soacha, Barbosa y Puente Nacional) capturando a sus nueve integrantes por los delitos de hurto calificado, concierto para delinquir, secuestro simple y tráfico, fabricación o porte de armas de fuego y municiones.

Los 31 capturados y elementos materiales probatorios, fueron dejados a disposición de la Fiscalía General de la Nación, donde se iniciaron los procesos penales en su contra. Agradecemos a todos los ciudadanos que brindaron esta importante información, la cual fue vital para desarticular estas organizaciones delincuenciales y entregar un parte de tranquilidad a la comunidad del departamento de Santander.