Noticias

Julio Acelas en Coloquio con don Clímaco: POR BUCARAMANGA PASA TODA LA MARIGUANA QUE EXPORTA COLOMBIA PARA LAS ANTILLAS Y QUE TIENE COMO PUERTO DE SALIDA A VENEZUELA.

Publicidad

julio acelasJulio Acelas es uno de los hombres posiblemente mejor informado está sobre los temas de seguridad en el departamento de Santander, porque con su organización, Observatorio Ciudadano de Santander, se ha dedicado durante muchos años a investigar, estudiar y profundizar en el tema. Controvertido como pocos, tiene la virtud – para unos-  y la desventaja – para otros – de tener una visión muy independiente de los hechos puestos bajo su consideración, lo que por supuesto no gusta mucho a los amigos de la ortodoxia conceptual de todo y por todo. Con él hablamos del tema que más sabe:

DON CLÍMACO: En el Observatorio Ciudadano de Santander ¿cómo han  visto el problema de la seguridad ciudadana en todo nuestro departamento?  

JULIO ACELAS: En comparación a hace algunos años digamos que Santander ha mejorado ostensiblemente. En primer lugar, Don Clímaco, no tenemos presencia armada con dominio territorial de grupos ilegales, como ocurría hace 10 o 15 años que eran 6 frentes guerrilleros de las FARC, 3 del ELN, grupos paramilitares, etc. Hoy en día las estructuras están diezmadas totalmente y solo quedan pequeños reductos. Entonces desde el punto de vista de la presencia de grupos armados ilegales hemos mejorado,  sin duda por la presencia de la fuerza pública y todo lo que ha sido el desarrollo de lo que empezó con la política de seguridad democrática.

Se han venido fortaleciendo o se han venido consolidando en algunas zonas del Magdalena Medio sectores de bandas criminales alrededor del tráfico de drogas y del microtráfico en las ciudades grandes.

DON CLÍMACO: ¿Qué es lo que usted define como ciudades grandes en el departamento de Santander?   

JULIO ACELAS: Barranca, Aguachica, Bucaramanga y su área metropolitana. El INDEPAZ señalo en año pasado que había 12 municipios con presencia de Bacrin. Ahora bien, Santander es reconocido a nivel nacional porque llegó a un indicador de cero hectáreas sembradas de matas de coca. Después de ese anuncio se encontraron algunas matas por allá el Puerto Parra y aquí en la zona del Playón – Cáchira, pero digamos que en comparación a  hace 10 o 15 años, cuando llego a haber en Santander cerca de 3 o 4 mil hectáreas, digamos que hoy por hoy está erradicado el cultivo.  Pero hay un lugar negro y es que nos hemos convertido en el nodo más importante del narcotráfico en el país.

“Santander es reconocido a nivel nacional porque llegó a un indicador de cero hectáreas sembradas de matas de coca”

DON CLÍMACO: Espéreme un momento… ¡¿Cómo y porque se da eso?!

JULIO ACELAS: Porque por Bucaramanga pasa, Don Clímaco,  toda la mariguana que exporta Colombia para las Antillas que tiene como puerto de salida a  Venezuela. Y Los Rastrojos tienen esa  ruta terrestre que es, hoy en el narcotráfico del país, la más importante.  Que va por Venezuela a Estados Unidos y las Antillas o va por  África a toda Europa.

Entonces en Bucaramanga esa ruta la controlan Los Rastrojos y eso potencia el microtráfico y todo el tema de los jóvenes en los barrios.  Pero tenemos igualmente otro tipo de violencias que son derivados de la seguridad democrática, por su naturaleza, no cubrió. Yo he llamado eso, señor, los huecos negros.  Y justamente esta semana Visionarios de Mockus presentó un informe sobre cómo son los hábitos y comportamiento de los santandereanos  en materia de violencia, y concluyeron lo que ya sabíamos: se están agudizando los índices de violencia intrafamiliar,  tenemos las tasa más alta de lesiones personales del país, por encima de la media, ya que la gente arregla los problemas dándose en la jeta y a puñalada.

La violencia intrafamiliar sigue creciendo, como hace décadas. Y hay otro problemita serio, la accidentabilidad vial. Tenemos tasas muy altas de accidentalidad vial y de muertos por esa causa.  Y digamos que esos son la violencia nuestra hoy. Los otros problemas estructurales señalemos que están diezmados.  Desde luego hay aumento de estafa y de extorción. Los indicadores de robos son muy altos acá Don Clímaco,   pero digamos que en general ese es el panorama.

don climacoDON CLÍMACO: ¿Por qué se ha acentuado de un tiempo para acá en los muchachos el fenómeno de la pandillas?  

JULIO ACELAS: Las pandillas y lo que los medios de comunicación entre nosotros a veces llaman los parches, pero que no saben explicar que es – y lo mismo le sucede a la policía –  para mí por si mismas no son malas.  Son formas de organización de los jóvenes, en los cuales se juntan ante la crisis de la familia y de la escuela y  que se originan por la necesidad de estos muchachos  de reconocerse, por tener identidad.

Y es que usted tiene que tener en cuenta,  Don Clímaco,  que hoy en día para resolver sus problemas los muchachos consultan más a sus amigos que a la mamá, el papá, el cura y el profesor. Entonces se dan esas formas de agrupación, de juntarse.  Algunas se dedican al tráfico de drogas, al menudeo, al microtráfico, y eso implica posesión de armas y ahí hay mucho  muerto. Bucaramanga  no tiene tasa alto de homicidio violento. La ciudad tiene 26 y la nacional es 32, pero en el homicidio violento el 70% son jóvenes.  Aquí están es matando a los jóvenes que están dedicados a esas dinámicas de microtráfico y delincuencia.

“Bucaramanga  no tiene tasa alto de homicidio violento. La ciudad tiene 26 y la nacional es 32, pero en el homicidio violento el 70% son jóvenes…”  

DON CLÍMACO: Pero últimamente a esos muchachos les ha dado por salir a Metrolínea, al centro, a diferentes lugares a armar problemas… ¿Por qué?

JULIO ACELAS: Yo, señor, lo que he visto es que esos parches, esos grupos de muchachos que sales de su barrio y se van al espacio público, a Metrolínea, a los barrios y se enfrentan con otros, es porque hay un déficit estructural en la ciudad de espacio público. Ésta es una ciudad con un déficit estructural de espacio público y, entonces, los muchachos salen a ocupar espacio  y en ese proceso de los  muchachos  hay un imaginario de territorio, de mi territorio -como los animales-  y cuando usted invade  mi territorio genero conflicto.  Ya sea por, obviamente ese territorio, por la distribución de drogas, por las chicas, y ahí se presentan los problemas.

DON CLÍMACO: ¿Hay alguna alternativa de solución para ese problema?

JULIO ACELAS: Pienso que el estado tiene que reconocerlos como actores de la ciudad y potenciarlos hacia la convivencia y alejarlos de la violencia.  La alcaldía dice que tenemos 4.5 metros por habitante y lo ideal son 15 metros por habitante.  La meta es 10. Pero hay un  déficit caótico de territorio, de espacio para los jóvenes, de bienes públicos como canchas, parques. ¿Y frente a eso los jóvenes que hacen? Salen a deambular, se meten a otras comunas y allí vienen los roces y los problemas. Pero todo eso se origina en una deficiencia estructural que es espacio público.

Los “parches”  salen de su barrio porque  hay un déficit estructural en la ciudad de espacio público.
Los “parches” salen de su barrio porque hay un déficit estructural en la ciudad de espacio público.