Noticias

QUINTA BRIGADA CUMPLIÓ EL SUEÑO DE DIEGO, EL MENOR QUE PERDIÓ SUS PIERNAS EN SUR DE BOLÍVAR

El menor obtuvo el grado honorífico de Teniente Coronel y recibió parte de los soldados de esta unidad, así como un saludo especial del Comandante de las Fuerzas Militares.

Dentro del programa Fe en Colombia que lidera el Ejército Nacional, la Quinta Brigada de la Segunda División, cumplió el sueño de Diego Mendoza, el menor que antes de perder sus dos piernas en un incendio, soñaba con ser un Héroe de la Patria. En esta oportunidad, los batallones de esta unidad operativa menor, unieron esfuerzos para rendir un homenaje especial a este guerrero de vida.

Desde muy temprano, Diego y su madre recibieron la visita de personal del Batallón de Servicios No. 5, vistió su uniforme y salió con una enorme sonrisa rumbo al Cantón Militar Batalla de Palonegro, donde lo recibió el comandante de la Quinta Brigada, le entregó sus placas y comenzaron los actos protocolarios de una ceremonia en la que, como comandante de batallón, portando el grado de Teniente Coronel, el joven oficial recibió los honores de la Guardia de Honor.

En la ceremonia militar, Diego recibió parte de las tropas del Batallón Caldas, le otorgaron el escudo de esa unidad, habló con personal herido en combate que también usan prótesis, quienes le dieron ánimo y compartieron sus experiencias de vida y luego pasó al Batallón de Movilidad y Maniobra Aérea No. 2, donde recibió instrucciones en el simulador de vuelos y como si fuera real, pudo llevar el manubrio de una aeronave y controlar su recorrido con gran destreza.

Al final de la jornada, con la llegada del Mayor General Luis Fernando Navarro Jiménez, Comandante General de las Fuerzas Militares, recibió el espaldarazo de la institución que desde el primer día de la tragedia ha estado pendiente de su acompañamiento y apoyo, para hacer un poco más llevadera la carga de esta situación.

El joven de 16 años, llegó a Bucaramanga hace un mes y hoy, después de recibir terapias intensivas, ha trabajado considerablemente en la adaptación de sus prótesis. El próximo mes cumple años y para él, su mamá y su familia que lo acompaña desde la distancia, fue un orgullo pertenecer por un día a la institución más querida y respetada de los colombianos.

El Ejército Nacional, reafirma su compromiso con la comunidad para prestar no solo seguridad a la región, sino apoyar a las familias que más lo necesitan en cualquier momento que lo requieran.