Noticias

UNAB EN SIMPOSIO SOBRE MIGRACIONES: “POR EL DERECHO A TENER UNA VIDA MEJOR”

Orlando Hernández González, presidente Fundación Norte Sur; Hugo Sánchez, delegado Universidad del Magdalena; Alberto Montoya Puyana, rector UNAB; Felipe Muñoz Gómez, gerente Frontera Venezuela; Gaby Paola Rengifo Bautista, representante OIM Colombia.

El contexto migratorio actual exige la respuesta articulada de los diferentes actores que brindan atención al fenómeno, el cambio en la percepción negativa del mismo, el rechazo a la teoría del “caso único” y la formulación de un nuevo modelo de sociedad.

Publicidad

Esas fueron las principales conclusiones que arrojó la jornada inicial del primer ‘Simposio Internacional sobre Migraciones’, que se lleva a cabo en el campus Aura Creative de la Universidad Autónoma de Bucaramanga, UNAB, y en el Hotel Sonesta de la capital de la República.

“Queremos ser gestores y no observadores, por eso, nos unimos a este esfuerzo junto con otras universidades y fundaciones que buscan garantizar el acceso a derechos universales para los migrantes, queremos promover la articulación entre la sociedad, la academia, la empresa privada y el Gobierno, con el fin de promover el conocimiento del fenómeno migratorio y persistir ante instancias internacionales sobre la necesidad de acciones para atender la diáspora latinoamericana”, dijo en el acto de instalación del evento el rector de la UNAB, Alberto Montoya Puyana.

En ese mismo sentido se refirió Gaby Paola Rengifo Bautista, representante de la Organización Internacional para las Migraciones, OIM, quien señaló la importancia de asistir el fenómeno migratorio de manera ordenada y digna. “Desde 2015 se han solicitado en Venezuela 600 mil visas para ir a los principales países receptores, sin embargo, hay un sector de la población que queda expuesta a la explotación laboral, la trata de personas y la xenofobia”, dijo.

Entretanto Orlando Hernández González, presidente de la Fundación Norte Sur, llamó la atención sobre el hecho de “cambiar la percepción que tenemos de los migrantes señalándolos como un problema, representan en realidad dos millones de nuevos consumidores, de fuerza laboral que llega a reforzar los talentos locales, Colombia está en la obligación de diseñar su propia estrategia de atención al migrante”, subrayó.

De otra parte, el gerente para la Frontera con Venezuela, Felipe Muñoz Gómez, pidió “combatir la teoría del ‘caso único’” el cual, por el afán de los medios de comunicación, se estigmatiza a la población migrante cuando es participe en un hecho judicial. “Hay un deterioro de la percepción ciudadana por esta causa” y retó a las instituciones de la academia y sociedad civil presentes en este simposio a “convertir esto en una buena oportunidad”.

La última intervención en esta primera jornada estuvo a cargo de Gloria Elena Rendón Toro, Coordinadora del Servicio de Atención a Inmigrantes, Emigrantes y Refugiados del Ayuntamiento de Barcelona (España), una colombiana que lidera este trabajo en la región de Cataluña. Para Rendón, “la llegada de migrantes venezolanos nos pone a repensar como sociedad, nos sirve para replantear cosas que quizás estamos haciendo mal, debemos asumirnos como una sociedad diversa pero en igualdad”, indicó.

Este simposio, que se extenderá hasta esta tarde, ha sido organizado por las universidades del Magdalena y Autónoma de Bucaramanga, UNAB, junto con la Fundación Norte Sur, y otros organismos de la Sociedad Civil. Sus conclusiones se darán a conocer en un trabajo colectivo que se publicará en los próximos días.