Noticias

VÍA SAN GIL – BUCARAMANGA SERÁ HABILITADA ESTE VIERNES CON PASO RESTRINGIDO

Juan Esteban Gil, director Instituto Nacional de Vías, Invias.

Durante el tercer Consejo Extraordinario de Gestión del Riesgo de Desastres de Santander, se dio a conocer la buena noticia, que para el día viernes 6 de marzo, a poco más de 8 días de la avenida torrencial en zona rural del municipio de Piedecuesta, se habilitará la vía San Gil – Bucaramanga, con paso restringido y monitoreo constante para evitar nuevas emergencias.

“El trabajo incansable de estos 6 días, nos permitirá que el próximo viernes, tengamos apertura de la vía, con transito restringido en 3 sitios por perdida de banca, los cuales estarán en observación para garantizar que esas actividades sean seguras para los usuarios, garantizando la movilidad y conectividad en el departamento hacia otros puntos del país”, afirmó el director de Invías, Juan Esteban Gil.

Habilitar la vía es posible gracias a la incansable labor de la maquinaria y sus operarios, dispuestos por la Gobernación de Santander, quienes han logrado remover más de 14 mil metros cúbicos de material, disminuyendo así, las 25 afectaciones en 20 kilómetros de vía, en donde se presentaron flujos de lodo y piedras grandes, daños de estructuras hidráulicas y deterioros significativos de la banca, generando riesgo de gran magnitud.

“Se ha venido trabajando las 24 horas del día no solo con el apoyo de la maquinaria sino horas hombre que han permitido que avancen las obras y eso sin duda es satisfactorio. Hemos realizado un cronograma de actividades, pero entre más rápido se pueda restablecer el paso para este corredor es sin duda un beneficio para la economía del departamento” aseveró el gobernador de Santander, Mauricio Aguilar Hurtado.

A la fecha, el gobierno de Siempre Santander, continúa trabajando junto a las administraciones municipales, organismos de socorro y entes gubernamentales, esfuerzos que permitirán garantizar la movilidad en el departamento y seguir mejorando la calidad de vida de los santandereanos.